En la calle Arenal nº 8 se encontraba la Confitería Prast, uno de los establecimientos más exclusivos de finales del siglo XIX que aparece en algunas novelas de Benito Pérez Galdós o incluso Emilia Pardo Bazán hace alusión a ella en su cuento ‘En el Tranvía.

Tarjeta perteneciente de Carlos Prast perteneciente al Marqués de la Vega Inclán. Museo del Romanticismo. Fuente: Ceres

Además la Confitería Prast es algo más conocida por ser el lugar donde el padre Coloma, autor del célebre cuento ‘Ratoncito Pérez’, nos cuenta que el ratoncito y su familia vivián en el almacén de la confitería dentro de una caja de galletas inglesas de la marca Huntley and Palmers.

Hasta hace unos días podía verse una puertecita en el zócalo de granito de Arenal 8. Foto propia. Actualmente la han tapado Foto propia

La Confitería Prast era uno de esos comercios del Madrid del siglo XIX dónde podían comprarse exquisiteces como roscones, mazanapanes u hojaldres y además tenía anexo un ultramarinos llamado ´Las Colonias’. Sobre ella escribieron muchos escritores y cronistas pero sería Angel Muro en su libro de gastronomía ‘El Praticón’ quién escribiese lo siguiente:

«…Si todos los almacenes de géneros ultramarinos de España fueran como los de Potín en París , el de Carlos Prast y Julián en Madrid , el de P. Mestre en Barcelona , y los de Arana en San Sebastian , entonces no tendría yo necesidad de llamar la atención sobre un extremo que tanto interesa a la buena alimentación «.

Interior de la confiteria. Fotografía de la web de la confiteria prast.

El comercio estuvo abierto hasta más o menos la guerra civil, se conservan las clásicas columnas de hierro forjado de los comercios decimonómicos de Madrid y su bonita fachada con marqueterías de color verde y donde además, si ponemos atención, se ven unos medallones de tono entre el marrón y el dorado que simbolizan las medallas que obtuvo el señor Prast por sus excelentes productos en las ferias internacionales. 

Fotografía propia
Fotografía propia

Se conservan asimimo fotografías donde podemos ver el exterior del establecimiento y algo más que no todo el mundo sabe. En el  Museo Arqueológico Nacional  en su área dedicada a la numismática se expone una foto del establecimiento junto a una ficha de latón publicitaria de la confitería similar a una moneda y es que el fundador Carlos Prast fue uno de los primeros en darse cuenta de lo importante que era la publicidad.

 

Ficha de la confiería Prast. Museo Arqueológico Nacional. Fuente: CERES
Ficha de la confiería Prast. Museo Arqueológico Nacional. Fuente: CERES

Esta fue una de las historias que conté en mi sección sobre Madrid en el programa de Radio 3 ‘Efecto Doppler’ el pasado 3 de agosto y que pueden escuchar a través de este enlace, mi intervención es sobre el minuto 30.

https://www.rtve.es/play/audios/efecto-doppler/vamos-polisonic-03-08-21/6036106/?fbclid=IwAR3r9bOrwrxmL0yfI3Uma2vZ4kVMtF5hd0IYAjfS-M9vXj7h0e191z4i3xA

 

 

Sin más, se despide atentamente

3 COMENTARIOS

  1. Acabo de descubrir esta página y he de reconocer que siendo un enamorado de Madrid y creyendo tener modestamente algunos conocimientos de la ciudad, disfrutó de cada artículo que leo y me he quedado sorprendido del conocimiento del autor y la forma tan amena e interesante de explicar todo. Felicidades, consigue que Mzadrid sea mucho más interesante.

Deja un comentario