Las vías del tranvía que se conservan en la calle Atocha ‹ Un sereno transitando la ciudad